Accord entre la France et l’OEA - Contribution française au fonds pour les missions d’observation électorale de l’Organisation des États Américains 21/4/2014

Le secrétaire général de l’OEA Jose Miguel Insulza et l’ambassadeur de France auprès de l’OEA Jean-Claude Nolla ont signé ce jour un accord de soutien de la France aux missions d’observation électorale de l’OEA.
Cet accord, d’une durée de trois ans, prévoit le versement d’une subvention de 150 000 euros au Secrétariat Général de l’OEA, qui en assurera la gestion. La subvention apportera une contribution au financement des missions d’observation de l’OEA. Elle pourra également faciliter la participation d’observateurs français intégrés à ces missions.
Par cette contribution, le gouvernement français marque sa confiance en l’Organisation des Etats Américains. Il salue l’importance du rôle qu’elle joue pour pérenniser les progrès remarquables de la démocratie et des droits de l’homme en Amérique, en particulier au cours des trois dernières décennies.
La tenue d’élections libres et transparentes est une condition première de la démocratie. Les élections passées et celles récentes de 2014 ont montré l’importance du rôle d’un observateur comme l’OEA, et la confiance en son impartialité qu’ont les forces politiques et les électeurs.
La France est heureuse de manifester à cette occasion sa reconnaissance du travail de l’OEA et le prix qu’elle accorde à l’épanouissement de la démocratie sur le continent américain.
JPEG

Discours de Jean-Claude Nolla, Ambassadeur de France près l’OEA

Es un placer y un honor de estar con vosotros hoy para firmar este acuerdo de apoyo de Francia hacia las misiones de observación electoral. Eso traduce la atención especial de Francia hacia la acción de la OEA en este ramo que constituye un elemento mayor de la consolidación y de la extensión de la democracia en las Américas.
Hace ya casi 25 años la democracia se ha impuesto como la forma normal y legítima del poder política en todo el continente. Hay que subrayar que pasó lo mismo, de forma a la vez semejante y diferente, en el viejo continente. Ahora, la salud política de las Américas se puede medir al ritmo de la alternancia democrática y, quizás aún más que eso, ocurre sin mayor drama. Para todos los que guardan viva la memoria de los periodos anteriores no se necesita recordar el inmenso progreso cumplido.
La OEA ha tenido, tiene et debe tener una parte ineludible en estos progresos de la democracia en las Américas. Eso constituye un elemente crucial de su legitimidad. No es nunca un papel fácil, no es siempre un papel tranquilo, pero es un papel que nadie otro que la OEA puede cumplir. La OEA lo está haciendo con convicción, determinación y independencia y por eso Francia la saluda.
De evidencia, la democracia no es solamente un proceso electoral. Muchas condiciones son imprescindibles para su “florecimiento” duradero : buena gobernanza, estado de derecho, derechos humanos, de manera más específica libertad de expresión y de asociación, seguridad y desarrollo. Es decir, precisamente las razones de ser de su organización que está implicada desde hace años y diariamente en la promoción y la defensa de todo lo que fundamenta la democracia.
Pero no hay ninguna democracia verdadera sin procesos electorales libres y equitativos que renuevan el pacto entre la ciudadanía y sus representantes. Es decir el papel central que tiene la institución que garantiza la transparencia de estos procesos.
Así, un sistema interamericano de observación mutua de las elecciones construido y asumido por la OEA es el signo de la madurez democrática del continente y un ejemplo para los ciudadanos de otras regiones del mundo.
Es también un símbolo político mayor.
De un lado, eso manifiesta un interés colectivo de nuevo alcance : la comunidad de los estados americanos se encarna a través el hecho de que todos y cada uno de sus miembros respectan las reglas de las elecciones democráticas.
Del otro lado, eso traduce la existencia de un contrato de confianza de parte de las fuerzas políticas de cada país que organiza la competición electoral en toda transparencia bajo la mirada de los observadores. Confianza también de parte de los electores en el juicio de las misiones de observación de la OEA para asegurar la limpieza de las elecciones.
Se dice que la democracia no tiene precio, pero las observaciones electorales si tienen un costo. Vivimos en un mundo en el cual hay limitaciones presupuestarias fuertes. Francia no escapa de la regla. Es una razón más para felicitarnos de ese acuerdo. Creo también que es muy positivo que este acuerdo introduzca una nueva disposición que facilitara la inclusión de observadores franceses. Soy convencido que esta disposición será en favor de los cambios de experiencia y la difusión en Europa, a través de estos testigos, de los éxitos de la democracia en las Américas.
Gracias para su atención.

JPEG

Discours de Jose Miguel Insulza, Secrétaire général de l’OEA

Washington, D.C. – 21 de abril de 2014

Excellence, Ambassadeur Jean-Claude Nolla, Observateur Permanent de la France auprès de l’OEA

Excellence, Ambassadrice Jacinth Lorna Henry-Martin, Présidente du Conseil Permanent et Représentante Permanente de Saint Christophe et Nèves près l’OEA

Mesdames et Messieurs les Représentants Permanents des Etats Membres

Excellence, Ambassadeur Albert Ramdin, Secrétaire Général Adjoint de l’OEA

Mesdames et Messieurs les Observateurs Permanents,

Je souhaite vous remercier de votre présence aujourd’hui à cette cérémonie de signature de l’Accord entre le Gouvernement de la République Française et le Secrétariat General de l’Organisation des Etats Américains.

Nous apprécions grandement la relation de coopération et d’amitié que nous entretenons avec le gouvernement français. En effet, nous partageons beaucoup de valeurs telles que la promotion de la démocratie, la défense et la protection des droits humains, la liberté d’expression, la lutte contre l’abus des stupéfiants, et la résolution pacifique de conflits, entre autres.

Quiero expresarle también mi agradecimiento especial y reconocimiento al Embajador Jean-Claude Nolla y a la Misión Observadora Permanente de Francia ante la OEA por hacer posible la firma de este acuerdo hoy mediante el cual el Gobierno de Francia contribuirá con €150,000 al Fondo para las Misiones de Observación Electoral de la OEA de 2014 a 2016.

Francia ha sido un Observador Permanente ante la OEA desde 1972 y tiene una de las Misiones más activas con un Embajador designado exclusivamente ante la Organización. La firma del acuerdo hoy es otra muestra de su compromiso con seguir fortaleciendo nuestra cooperación en beneficio de los ciudadanos de las Américas.

Las Misiones de Observación Electoral son una de las herramientas más importantes que tiene nuestra Organización para consolidar los valores democráticos y reforzar las instituciones democráticas en nuestros países. Nuestra Carta Democrática Interamericana establece que la celebración de elecciones periódicas, libres, justas y basadas en el sufragio universal y secreto como expresión de la soberanía del pueblo es uno de los elementos esenciales de la democracia representativa.

La democracia empieza con el derecho a sufragio, el derecho a elegir y ser elegido. Y eso no puede ser ni siquiera condicionado o relativizado. La democracia se hace con elecciones libres, limpias, secretas, justas, equitativas y periódicas. Siempre he dicho que la democracia es mucho más que elecciones, pues también hay que gobernar democráticamente, pero ciertamente las elecciones son un primer paso.

La OEA tiene una larga trayectoria de más de 50 años desplegando cientos de misiones para observar las elecciones en casi todos los países de la región y a todos niveles de gobierno, incluyendo elecciones presidenciales, legislativas, municipales, y referendos. Este año, en cuatro meses hemos desplegado seis Misiones de Observación Electoral y a lo largo del año la OEA tiene previsto estar presente en al menos 10 procesos electorales , lo cual es una prueba de la continua relevancia que tienen estas Misiones para los Estados miembros de esta organización. El aunar esfuerzos con el Gobierno de Francia, sin lugar a duda dará un fundamental apoyo para llevar a cabo esta importante tarea encomendada a la OEA.

Además, hemos desarrollado diferentes manuales y metodologías para observar los sistemas de financiamiento político-electoral, la equidad de género y cobertura de medios en la contienda, la participación de grupos sub representados, así como un análisis de la participación de ciudadanos residentes en el exterior, los mecanismos de resolución de disputas electorales, la seguridad en los comicios, y otros temas que mantienen a la OEA en la vanguardia y pretenden continuar sumando al profesionalismo y el valor que la labor de la OEA agrega a los procesos electorales de sus Estados miembros.

Es importante recalcar, sin embargo, que el proceso electoral no acaba con la Observación, sino que desde la OEA, el ciclo continúa con el acompañamiento técnico a los organismos electorales de nuestros Estados mediante diversos proyectos de fortalecimiento institucional, como la implementación de sistemas de gestión de calidad y certificación bajo normas ISO. Este tipo de proyectos permiten que los procesos institucionales se ajusten a niveles y estándares definidos por normas internacionales y contribuye a aumentar la confianza por parte de la ciudadanía, partidos políticos, candidatos, organizaciones políticas y otros cuerpos políticos en sus organismos electorales.

Nous sommes très fiers de l’important prestige que nos Missions d’Observation Electorale ont gagné au cours des ans. Les Etats Membres reconnaissent l’important labeur que ces missions accomplissent et c’est pour cette raison que nous sommes certains que cet Accord de Coopération aura un impact significatif sur le travail de l’Organisation.

Grace à l’appui de pays tels que la France, nous pouvons continuer à répondre aux mandats de nos Etats, à renforcer les institutions démocratiques et responsables, à défendre les droits humains et à améliorer la qualité de vie des citoyens des Amériques.

Je tiens de nouveau à exprimer mes plus sincères remerciements au gouvernement français et à l’Ambassadeur Nolla pour avoir rendu possible la signature de cet accord et pour leur engagement envers l’OEA

Merci.

Dernière modification : 22/04/2014

Haut de page